Historias Vickyngas

Siempre me gustaron las historias

Fandanguillos de Cádiz mayo 25, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 5:31 pm

fandango2.jpg
Cómo lech… se pone una canción dentro de este blog???. Si pudiera y tuviera voz os la cantaría yo misma.
Necesito que escuchen un Fandanguillo de Cádiz, muchos ya lo habrán hecho, pero los que no, no dejéis pasar un día más. Y si os levantáis y haceis unas palmicas también vale, igual notais como se os mueven los pies, suben los hombros al compás, y ya estás ahí, al lío que se dice. Se siente algo así como rabia y ganas de gritar, apretar los puños y meterse pa dentro, a dentro del corazón mismo, hasta ahí llega directo, como un cañón.

Esta guitarrilla no se explica con palabras, este carnaval, esta gracia gaditana, que arte tienen por allí, vaya que si.

“con la sal en la palabras que es como cantan los gaditanos,
con la alegría en los ojos y una copa entre las manos,
vengo a decirle a la gente, lo que siempre he dicho yo,
que esta tierra de Cádiz es tierra fina,
donde cantan claveles y bailan nardos con clavellinas
por eso sus mujeres huelen así,
a canela y a nardos, y ajolí,
tierra gaditana sol de Andalucía,
niña capitana de luz y alegría
guapa bailaora sobre los esteros
novia de los mares y los marineros

…ay cadiz de mis entrañas
abanico del salero
castañuela tu de España
y espejo de los toreros
encima de tus murallas te deben ir colocando
una peineta labrada y una mantilla de contrabando
más blanca que las espumas y las salinas de San Fernando
.

Olé, arriquitaunnn

 

Tan lejos de casa… y tan cerca mayo 21, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 6:52 pm

almeria.jpg
¿Por qué cuando estás toda la vida en una ciudad quieres salir, y, cuando la dejas te desgarra el alma?
Es la lejanía.
Almería es mi ciudad, Aguadulce mi casa, está a 587 km de Valencia, a 5 paradas de autobús y 8 horas de camino, en tren 9. En avión, 7, con escala en Barcelona, si, Barcelona, siempre pensé que había que ir para delante, no para atrás.
Supongo que Bisbal lo tendrá más fácil. Yo, desde hace 10 años, lo tengo igual de jodido.
La ausencia pesa, la que más, mi mama linda. Me hace falta hasta que me regañe por cualquier cosa, porque no me he hecho la cama, o porque estoy tirá en el sofá viendo la tele a las diez de la mañana.
Y no son las migas, el puchero, la carne asailla, que también, es el olor de mi madre, los gruños de mi padre, las peleas con mi hermana, los achuchones a mi perrillo Chico. Es todo, me cago en la leche.
Señores políticos, aprovechen ahora que vienen elecciones: ¡ALMERÍA EXISTE!, pongan un tren ya, que Valencia va a tener dos a Madrid, y Sevilla, y Barcelona…
Ya está bien, ya está bien, que digo yo no?

 

La banda sonora de tu vida mayo 9, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 7:23 pm

partitura.jpg

En alguna parte del universo están las notas musicales esperando a ser unidas. Yo no se cantar, ni se tocar ningún instrumento, pero me gustan las canciones.
Me gusta coleccionar canciones, ya lo he dicho en alguna otra ocasión. Podría recomendar alguna como Look what you´ve done, una de las últimas que me he bajado o The Blower´s Daughter, pero esto se convertiría en la lista de los 40 principales y no va de eso.
Creo que existe una canción perfecta para cada momento de nuestra vida, para cada sentimiento, para cada pensamiento. La música nos acompaña si nos paramos a escuchar atentamente.
¿Qué canción elegirías para el día de tu boda al encontrarte con toda tu familia y tus amigos de la mano de la persona que amas?
¿Qué canción elegirías para el día de tu entierro?, una buena despedida también es importante.
¿Qué canción querrías que escuchara tu hijo/a por primera vez?
Hay una canción que es para ti, solo para ti, solo tienes que buscarla y adoptarla, hacer que al menos una persona siempre la recuerde.

 

Próxima parada: los 30 abril 26, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 4:29 pm

los30.jpg

Ustedes me perdonarán, últimamente no tenía nada que decir. Los treinta me han caido encima, si, así, de repente, 6 meses después de cumplirlos, me he dado cuenta de la edad que tengo.
Es duro…
Hay que ir a trabajar cada día,
tengo que encontrar un piso, o quiero encontrar un piso?, se supone que a esta edad tienes que pensar en eso, la hipoteca es a 40 años y ya se sabe…
Empieza a chocar cierto tipo de comportamiento aniñado, pero esque… ¿ya no soy la niña que era? lo siento, no me di cuenta.
Tengo arruguitas alrededor de los ojos, así empieza todo o qué, la madurez me refiero.
Y los bebés, que dices, no tienes toda la vida para pensártelo asi que tu verás.
La vida que soñabas, querías ser mayor para hacer tantas cosas, y ahora que lo eres piensas, ya no debo decir esto o aquello porque tengo 30. 3+0=30=meniegoasermayor.
El tiempo no espera a que estemos preparados, nos arrolla contra nuestra voluntad.
Y eso es todo lo que quería decir, Ok?

 

Desayuno con … tostadas abril 14, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 10:18 am

cama.jpg
Desayunar con diamantes no está nada mal, pero no es muy habitual por desgracia. Es sábado, diez de la mañana, y desayuno un café con leche humeante acompañado de unas tostadas con margarina y mermelada de frambuesa. Me acompañan en este agradable despertar el suplemento Mujer de Hoy y Yann Tiersen en Amelie Poulain Soundtrack. ¿Qué más se puede pedir?, ¿un guapísimo chico que lee la prensa a tu lado?, también, también. No se que más se puede desear, tal vez que todos los días sean sábado no?.
Hoy nos espera un día duro. Tenemos que ir a comer la auténtica paella valenciana a un sitio que nos han recomendado, tres generaciones de paelleros aseguran un éxito casi seguro. Después haremos la digestión en La Casa del Libro, lo echo de menos, cuando trabajaba en el centro podía irme allí al terminar la jornada y estar horas leyendo reseñas. A veces no compraba nada, pero me iba emocionada, respiraba fuerte al salir, porque no me había dado cuenta de que había estado contrayendo la respiración y el estómago al tocar cada libro, no se explicarlo de otra forma, es especial para mi. Además, cuando es tu libro, no se por qué pero lo sabes, te dice que tiene que ir a casa contigo, simplemente lo sabes, y es una gran satisfacción que un libro te elija a ti como protectora.
Después de nuestro paseo por las letras, aprovecharemos que estamos al lado de la Plaza de Toros y acudiremos a la I feria de los vinos castellano-manchegos, un paseo de sensaciones a través de los caldos de sesenta bodegas de la región.
Ya por la noche optaremos por una película de video y nada de cenar, como mucho un pincho o dos en Sagardi, que la paella da para mucho.
Si hay suerte y tenemos amigos dispuestos a dejarse ver, cerraremos la velada con una emocionante partida de poker. Es divertido este juego, me inicié la semana pasada y la verdad es que lo pasamos genial. La suerte y el riesgo se alían en pro de un objetivo bastante provocador, llevarte todas las fichas de la mesa. Cuando, después de perder casi todas tus fichas, por fin consigues ganar una mano es una auténtica pasada. Todo esto en plan casero eh, que no quiero fomentar el gusto por el juego, que conste.
Ah, por cierto, la Escuela de Escritores de Barcelona promueve el apadrinamiento de una palabra en vías de extinción. Yo estoy buscando la palabra que defenderé del olvido a partir de ahora, ya os contaré cual es. Os animais?

 

Minifalda abril 4, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 6:23 pm

betty.jpg¿Cuántas minifaldas tienes en tu armario? Yo una. Me la he puesto… 3 veces más o menos. Mis piernas no salen de los vaqueros. ¿Por qué será?, ¿comodidad?, ¿estética?, esta última no creo porque siempre se ha dicho que una mujer con falda y tacones no tiene competencia, pero sin embargo, mires a donde mires no ves nada más que vaqueros.
Todo esto viene porque hoy me he puesto mi minifalda, si, con medias tupidas y botas altas. Me he mirado 6 veces en el espejo y he estado a punto de cambiarme 3.
No voy a gusto, es raro. Me río yo ahora de Manolo Escobar con ¡no me gusta que a los toros te pongas la minifalda!, ahora tienen que convencernos para salir de casa con una puesta. ¿Será la edad?, ¿serán los kililllos de más?, será, será.
Lo peor de todo, lo que hace que te la pongas menos todavía, es que el día que por fin te decides, todo el mundo te dice algo, ¡anda, si tienes piernas!, ¡hui, mira que arreglá te has puesto! y todo eso que te hace enrojecer y que te quita las ganas de volver a ponértela por muuuuucho tiempo.
¿Alguién se pone más la falda que el vaquero?, por curiosidad

 

Escondida en el armario marzo 31, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 12:46 pm

mistico151.gif
He ordenado mi armario, si, por fin. Me lo recuerdo cada día pero hoy lo he cumplido por fin. Esta vez he decidido ordenar mi ropa por colores y ahora parece una tienda… de segunda mano claro. Aunque ahora esté todo tan colocadito, sólo puedo fijarme en mis dos camisetas nuevas, abarcan todo el espacio del guardaropa, soy incapaz de fijarme en el resto. ¿Por qué pasa eso?, cuando tienes algo nuevo todo lo demás te parece que está desgastado y andrajoso.
Es un momento muy íntimo esto de ordenar tu ropa. Yo prefiero ordenar mi armario cuando estoy sola en casa. Pongo la música que me gusta y me lo tomo con calma. Lo primero es tirar toda la ropa, absolutamente toda la ropa, encima de la cama. Es una montaña de colores. Después decides la estrategia, por ejemplo, esta vez me he decidido a clasificar por colores, tirantes, manga corta, manga larga y prendas de noche. Otras veces lo ordeno por cosas que me pongo más y menos, por ropa de diario, fin de semana y gimnasio… hay muchos estilos en esto.
Mientras pliegas camisetas piensas en muchas cosas, recuerdos con este jersey que llevaste en París, que tanto te gusta y que no piensas tirar por muy estirado que esté ya, ni por muchas bolas que tenga, y con esta camiseta que tanto te aprieta ahora, paseaste de su mano por la malvarrosa aquella tarde, y eso no se olvida. Estas mallas y la camiseta de tirantes rosa, que ya es casi blanca, las llevo en esa foto del Venecia en la que me río tanto, esa que tu me hiciste. Es cierto, tenemos prendas que traen suerte, porque nos recuerdan momentos en los que fuimos tan felices que no podría deshacerme de ellas nunca.

Porque, al final, tu armario, ordenado o no, es una parte de tu alma, no lo habías pensado?

Prohibido entrar a personal no autorizado

 

Las amigas de mis amigas no son mis amigas marzo 26, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 2:45 pm

amigas.jpg
Alguien recuerda esa canción de Objetivo Brimania, “es lo que yo le digo, los amigos de mis amigas son mis amigos, uh, vaya lío…”. Pues de eso va este post, con matices.
Tengo muchas mejores amigas, todas al mismo nivel, se han ganado el título de mejor amiga a base de vivir muchas historias juntas. La saga empieza en el instituto, las anteriores no arraigaron, aunque fueron muy importantes en su momento también, de todas aprendí algo.
Pues está mi mejor amiga del instituto, mi mejor amiga de la universidad, mi amiga-compañera de piso, mi amiga del periódico donde trabajé, mi mejor amiga de mi antiguo trabajo, mi mejor amiga del grupo y mi amiga-hermana.
Si lo pienso, no tienen absolutamente nada que ver entre ellas, nada de nada. Entonces pienso, que es lo que ocurre para hacerte tan amigo de alguien?, es feeling, cosas en común, circunstancias…
No lo sé, pero es cierto. Tu mejor amiga lo es porque te lo dice el corazón, es como enamorarse pero en amigas. No sabes por qué te cayó tan bien, pero difícilmente cambiará tu visión sobre ella.
Pero qué pasa cuando aparece en escena cualquiera de tus mejores amigas con alguna de sus mejores amigas??? Es una mezcla terrible, para nada recomendable. Una vez hice coincidir a tomar café a 3 de mis mejores amigas a la vez. Fue un estrés, yo hablaba todo el rato intentando buscar temas de conversación que unieran a las tres, pero imposible, no funcionó. Era como una película que graba a 4 chicas en torno a una mesa redonda y la cámara gira como si estuviera en la visión de cada una de ellas y puedes escuchar lo que está pensando cada una de ellas.

Esto está construido como en esferas y subesferas. Estoy YO como esfera principal, y alrededor subesferas que son mis mejores amigas, mi chico, mi trabajo, mi familia…, a la vez cada una de ellas es una esfera principal con sus subesferas de mejores amigas de cole, instituto, trabajo, grupo… que no conectan para nada con mi esfera principal, es decir, YO. Incluso la cosa puede ir más allá, puedes llegar a plantearte como tu amiga que es tan perfecta puede ser más amiga de ella que tuya, un horror, un horror.
Tengo 30 años y me he dado cuenta hace muy poco que las amigas de tus amigas NO SON TUS AMIGAS. Por muy bien que te hablen de ellas, no te caerán bien, porque te están haciendo la competencia vilmente.
Conclusión, dejemos las esferas como están, no mezclemos porque el resultado no pinta nada bien chicas.

 

Historias de andar por casa marzo 24, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 1:50 am

platos.jpg
Son las 3:00 de la mañana. No podía irme a dormir sin contar la historia que me ronda estos días por la cabeza.
El interminable e inagotable tema chicos versus chicas. Si, mucho se ha hablado y escrito sobre lo complejo de las relaciones entre ambos, y yo quiero aportar mi granito de arena, intentando no caer en el feminismo que aborrezco, todo sea dicho.
En el periodo de enamoramiento las parejas quedan en el portal para ir al cine, a cenar, a tomar una copa y después cada uno a su casa. Nosotras salimos monísimas, con nuestro mejor par de zapatos y la mayor de las sonrisas. Esta época está muy bien, aunque es terrible despedirse cuando lo que querrías es estar 24 horas pegada a tu chico.
Llega un día en el que decidimos dar un paso más allá y nos vamos a vivir juntos (otros se casan, para el caso es lo mismo). Entonces aparecen ciertas circunstancias que quiero analizar, son pequeños roces que afectan a la convivencia que en caso de no arreglarse pueden mandar a la porra la relación más perfecta que puedas imaginar.
Hablo de la limpieza del hogar (me ha costado ir al grano eh!).
Al principio todo son mimos y atenciones, cariño quieres esto, no cariño no te levantes, ya voy yo y todo eso. Después empiezas a fijar posiciones, en los tiempos que corren está muy mal visto ejercer de mujercita de tu casa. Todo empieza cuando te das cuenta de que si tu no recoges la mesa, los platos se quedan allí encima, y por la mañana siguen estando en el mismo sitio que la noche anterior!, no, no se van solos al lavaplatos.
Hay varias posibilidades llegados a este punto:
1. Quitarlos tú misma. Es la mejor opción si es a ti a quien le molesta que los platos sucios estén en la mesa. No te engañes, por más que a ti te crispe los nervios, a él nunca van a molestarle, aunque crezca fauna y flora en tu salón.
2. Dejarlos en la mesa esperando a que él los quite sin decirle nada. Nunca hagas eso, para ti es una prueba para saber quien aguanta más y, créeme, perderás. La razón es la que he dicho en el punto nº 1.
3. Ponte seria frente a él y hazle ver que siempre eres tú la que tiene que hacerlo y que por una vez podía recoger los platos él. Nunca hagas eso, no te entenderá, además es posible que empieces a caerle muy mal. No sabrá por qué le impones hacer algo que no le apetece hacer. Además, desde el momento en que se lo pidas, le apetecerá mucho menos.
4. Plánteate de quién es el problema, si de tu chico porque no te ayuda, o tuyo porque es a ti a quien no le gusta ver los platos encima de la mesa. Puedes teletransportarte a una casa en la que viviera él solo y pensar que haría, correcto, tampoco quitaría los platos porque simplemente no le molestan. Entonces quizás no lo hace por molestarte, es que vive feliz así.
5. Si tu problema es que no quieres limpiar los platos, negocia con él. Plantéale una solución que te libere de las tareas domésticas, los electrodomésticos ayudan mucho (lavavajillas, secadora…) y lo ideal del todo es contratar a una persona que te ayude dos veces a la semana. Asegurado, en este caso es más que probable que cooperen, te cambiará la vida y viviréis felices y comeréis perdices. Esta es la opción que recomiendo, pero cada uno que haga lo que quiera.

Este verano leí un libro de Jorge Bucay, el título es el típico que en otra situación hubiera descartado “Amarse con los ojos abiertos”, suena a súper cursi y un poco de auto-ayuda (buaggggggg), pero el caso es que es muy bueno. Me vino muy bien porque entendí que dedicamos demasiado tiempo a culpar a nuestra pareja de todo lo que nos molesta, pero no nos damos cuenta de que el problema no es de nuestra pareja, sino que el problema lo tenemos nosotros. Lo puedes aplicar a cualquier aspecto que se te ocurra, solo tienes que pensar: ¿qué me pasa a mi? para ver la situación desde otro punto de vista.

Conclusión , yo he decidido que antes prefiero quitar los platos si me molestan que discutir para al final quitarlos igual pero con cabreo añadido, mi problema está resuelto. Si se da la situación ideal de que mi chico quiere recoger la casa sin que le diga nada sabré que lo hace por hacerme feliz y… a quién le molesta que le hagan feliz?????

(postdata: ¿a que ellos nunca nos dirían que cambiemos la bombilla del baño, o que pongamos la barra de la cortina?, igual a ellos también les molesta que les asignemos un don genético para las chapuzillas de casa).

 

Un pensamiento únicamente tuyo marzo 18, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 8:01 pm

mafalda.jpg
He empezado a leer un libro, ya sabes, recién comprado, tapas buenas, páginas que huelen a imprenta, tan apretaditas y con el borde tan liso. Sin explorar, sin marcas, sin extrenar. Qué nervios, me encanta la sensación de tener un libro nuevo en las manos, una aventura por descubrir. Es como cuando sale el león rugiendo en el cine, ¿no os entra un nervio por el cuerpo, de pensar en la hora y media que viene?. Pues así me siento yo con un libro nuevo.
Esta vez se trata de `Brooklyn Follies´, de Paul Auster. En la segunda página ya me ha hecho pensar y no he podido seguir leyendo. El protagonista cuenta que a su hija Rachel, en sus veintinueve años de vida, jamás se le ha ocurrido una observación original, algo que sea genuina y enteramente suyo.
Le estoy dando vueltas y vueltas, buscando en mi memoria observaciones genuinamente mías.
No las encuentro. No eres Descartes ni mucho menos, pero me conformaba con menos, tan solo un pensamiento.
Genuino y enteramente mío, sin influencia de algo o alguien, no se me ocurre nada.
Dime uno…