Historias Vickyngas

Siempre me gustaron las historias

De fandangos, fados y rock and rolles febrero 22, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 8:17 pm

Pentagrama

Antes de nada diré que esta foto proviene de http://sociedadpajaril.net/, un blog que me ha encantado y que será uno de mis favoritos desde ahora.
Hoy hablaré de Música. Me gusta un poco de casi todo. Es tan variado que puede llegar a ser un poco cortante. Ayer T. entró en casa y me pilló escuchando un fandango de Pepe Marchena de hace mil años, no me dijo nada, pero me miró un poco extrañado. Ya está acostumbrado a mis excentricidades en esto de la música.

Tan pronto estoy entre fandangós y soleás que me pongo música romántica en plan Marcos Llunas o Luis Fonsi. También puedo escuchar La Traviata, Ainda en portugués, Ismael Lo trae los sonidos de Africa, Raphael la música francesa, junto a Edith Piaf y ahora con el aire fresco que aporta Nawja. Y que me dices de Madonna, no puede faltar, y canciones de toda la vida, como Stop. Me paseo por lo alternativo y el rock, bandas sonoras como la de Anatomia de Gray, y como no Amelie. La bossa nova con Jehro, el tango aflamencado del cabrero. Frank Sinatra, Jaques Bruel…

La música antes y la música ahora, no puedo renunciar a nada. Los quiero a todos. Es como los libros, cuantos más leo más feliz me siento, significa robar un pedacito del alma de grandes artistas. Otros se pasan la vida escuchando a los mismos cantantes que un día decidieron que eran sus favoritos y no van más allá.

Mi hermano mayor me sentaba desde pequeña delante del equipo de música y me decía, mientras colocaba la aguja en el disco mientras giraba sin parar, – Escucha esto…, yo me quedaba allí callada, escuchando. A veces pensaba que mi hermano estaba loco, como se le ocurría ponerme esa música (desde Pink Floid a Camarón de la Isla), pocos días después entraba a hurtadillas cuando el no estaba en la habitación y volvía a poner la canción que el me había sugerido. Casi siempre se convertía en mi favorita durante un tiempo, hasta escuchar la siguiente.

Tengo un hermano que me enseñó la magia que se esconde en las páginas de un libro. Me enseñó que hay mucha música que escuchar y que hay que darle dos oportunidades antes de decir NO. También me enseñó que uno no puede ser artista solo por proponerselo, se lleva en el alma, como lo lleva el.

Sigue con tu arte y no lo dejes de lado que mira que estoy orgullosa de que seas mi hermano mayor. Un placer conocerte y a ver si te acuerdas más de esta la que suscribe.

 

Estrés en el spa febrero 21, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 6:27 pm

spa.jpg   El lunes pasado fui a un spa por primera vez.

Objetivo: antiestrés.

Resultado: dolor de cuello, estrés y ojos rojos.

El spa definitivamente no es para mi.

LLegada a las 17:00 horas. Nos explican rápidamente a Mª. J. y a mi la ruta y nos dejan solas ante el peligro, y digo bien, peligro. Primera parada en una piscina con bañeras de hidromasaje. Te tienes que tumbar en una y darle a un botón para que empieze el burbujeo. La bañera grandísima, me sobraba por todas partes y me resbalaba hacia abajo, momento en que me empezaba a entrar agua por las orejas. Tenía que agarrarme por los lados para no caerme hacia abajo, total que tenía el cuello en tensión. Mientras esperaba que la relajación prometida llegara un chorro súper fuerte empieza a salir desde mi cintura haciendo un daño que más que daño picaba, como si te dan una torta que de lo que te duele te pica, no se si me explico.

Bueno, el caso es que un rato después termina la cosa, lo único bueno ha sido que el agua estaba calentita y cuando sales tienes un frío que pela, pues encima tienes que ir a la piscina de agua helada, me niego a la ducha y paso por el estanque de puntillas y corriendo hasta otra ducha de chorro horizontal que trata de hacerte un agujero en la espalda si te descuidas. Imposible de resistir.

Pues ya solo quedaba una parada, cabina de sauna o baño turco, opciones a elegir: refrescante, energía, espiritual, mental…, total, entro en la mental por aquello de ver si despeja la mente. Cierro las puertas y la sala se pone de color verde. A un lado un sillón blanco de un material plástico y a otro un espacio con una ducha en el techo y grifitos por todas partes en las paredes.

Empieza a salir una lluvia fina de la ducha con un olor a incienso, no se si tengo que colocarme bajo o quedarme sentada, al final decido sentarme a ver qué pasa. El habitáculo de unos 2 metros cuadrados empieza a llenarse de baho, y yo pensando, ya verás tú las lentillas, como esto siga así se me van a derretir. Se siente bastante calor, cuesta respirar y el vapor no para de subir.

En un momento dado, los grifos más cercanos al suelo empiezan a lanzar agua a presión súper caliente, amenazantes, menos mal que estaba sentada y no me daba del todo. Me lo veía venir, pensé, en un momento sale agua de cualquier grifo y me da en el ojo, como te cuento. Total que acabe sentada con las manos en la cara para estar preparada para cualquier cosa.

A los pocos minutos, no se cuantos, me salí fuera a ver que pasaba, si se paraba solo o que, pero seguía, volví a entrar ya por orgullo a que terminaran todos los grifillos, hasta que oí la voz salvadora de Mª J. que me preguntaba si ya salía. Salí por patas.

Moraleja: no se si es que no era el spa adecuado (Balnearia, en Avda. Aragón), o si es que a mi esto no me va. La próxima vez me pido masaje, lifting o manicura francesa, pero nada de chorros calientes ni baños con borboteos.

 

Me encanta San Valentín febrero 12, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 5:11 pm

beety-boop.jpg

Me encanta San Valentín. Estoy dispuesta a reconocer que he dado a entender en algunas ocasiones que era un día que me daba igual porque es un negocio y todo eso, pero la verdad es que a nadie le amarga un dulce. Quien diría que no quiere pasar la noche cenando con un chico guapísimo en un restaurante preciosísimo, con un vino rojísimo en una copa grandísima con una comida riquisima y un postre de chocolate que ni te cuento!!!. A quien no le guste San Valentín, me parece bien, pero a mi SÍ me gusta. Y si viene acompañado de una cajita con cualquier cosa que brille mejor. Y si la cena es en París imagínate, me caso con San Valentín.

Que levante la mano quien pase de San Valentín!

 

Suerte febrero 5, 2007

Filed under: Uncategorized — vickelvi @ 8:53 pm
ofelia1.jpgsuerte.
  (Del lat. sors, sortis).
  1. f. Encadenamiento de los sucesos, considerado como fortuito o casual. Así lo ha querido la suerte.

Todos tenemos épocas buenas, malas, muy buenas y muy malas. La clave está en repartir los pesos como si se tratara de una balanza para no sufrir una sobredosis de felicidad ni tampoco hundirse con muchas cosas malas. Con un poquito de cada cosa lo vamos sobrellevando y el balance al final no nos parece tan negativo. Yo creo en la suerte, creo en un angel que me protege y me arropa. Creo que está cerca de mi cabeza porque siempre que tengo miedo toco mi pelo creyendo que ahí está mi amuleto, el que romperá todo lo malo que pueda pasar. No siempre lo consigo todo pero muchas veces si que funciona, no todo lo que quisiera.

Creo en la magia, creo que alguna vez fui un delfín o en otra vida nadé con ellos. Una vez los ví en la Ciudad de las Artes y las Ciencias y no pude parar de llorar durante toda la exhibición, era una parte de alegría y tristeza por verlos allí atrapados. No sé si la suerte está echada, si nuestro destino ya está escrito o si todo depende de nuestras decisiones y actos de cada día.

Voy acumulando miedos y manías, una vez me vi en sueños como Ofelia en el río, yo estaba en el mar y en lugar de un vestido de época llevaba un chaleco de periodista, de esos con tantos bolsillos. Quizá el sueño quería decirme que lo de estudiar Periodismo acabaría ahogándose dentro de mí. No fue posible seguir por ese camino, no fue mala suerte, simplemente no tenía que ser. Como dice Sandra, “la vida sigue”, y no sabemos donde nos llevará.